• Mantenimiento bajo demanda frente a planes de servicio: Pros y contras

Business team

La mayoría de organizaciones tienen lagunas en sus prácticas de mantenimiento de la infraestructura eléctrica. Puesto que el propósito del mantenimiento es evitar que se produzcan fallos, estas lagunas podrían poner en peligro a los ocupantes del edificio y pueden provocar periodos de inactividad, lo que puede aumentar el coste total de la propiedad (TCO) de los equipos y sistemas. Un programa estructurado y planificado de mantenimiento puede ayudar a las organizaciones a optimizar la vida útil de equipos, controlar el coste total de propiedad y proteger vidas humanas.


¿Por qué fallan los componentes de la infraestructura eléctrica?


Tabla 1: Causas comunes de hasta el 67% de las averías de los equipos eléctricos en instalaciones corporativas

30-2.JPG

Para la mayoría de las empresas, una red eléctrica es el elemento vital que impulsa las operaciones. Los operadores de red y los gerentes de planta deben mantener sus redes y garantizar el suministro ininterrumpido de energía al abordar temas como recortes presupuestarios, entornos problemáticos, y cuestiones de seguridad. La presión para reducir costes conduce a menudo a una reducción de los equipos de mantenimiento de la casa y a adoptar enfoques de reparaciones "bajo demanda", que pueden resultar en una planificación arriesgada del mantenimiento.


De hecho, la principal causa de fallos en el sistema eléctrico es la falta de mantenimiento. Todo equipo eléctrico requiere un mantenimiento regular para optimizar las operaciones, evitar averías y garantizar la seguridad. Para complicar aún más las cosas, el diseño de muchas infraestructuras eléctricas existentes simplemente no puede soportar unas cargas de trabajo que son cada vez más grandes. Con los factores adicionales de componentes defectuosos y el uso de maquinaria pesada, un programa de mantenimiento inconsistente puede dificultar el rendimiento y la esperanza de vida de los sistemas eléctricos.


La pregunta no es si tendrá lugar un fallo, sino cuándo. Las tasas de fallo del material eléctrico son tres veces más altas en los componentes que no están cubiertos por un programa de mantenimiento programado en comparación con equipos que se encuentren bajo un plan de servicio, de acuerdo con un estudio publicado por la compañía de seguros Hartford Steam Boiler.

Comparamos el mantenimiento bajo demanda con los planes de servicio


Tabla 2: Puntos de comparación del mantenimiento bajo demanda frente al enfoque del plan de servicio

30-1.JPG

En el desarrollo de un programa de mantenimiento efectivo, los gerentes de planta deben considerar lo siguiente:
• El mantenimiento bajo demanda solo se produce a petición de los empresarios o gerentes. No constituye un acuerdo de provisión de servicios a largo plazo, y rara vez tiene en cuenta cuestiones relativas al ciclo de vida del equipo. Un cliente "bajo demanda" no es probable que reciba respuesta prioritaria por parte del proveedor de servicios. En este escenario, los costes son bajos, pero el riesgo de pérdidas que pueden afectar al negocio es alto.
• Los planes de servicio cubren el mantenimiento estándar y ofrecen un "mantenimiento predictivo" que puede ayudar a evitar que se den problemas que pueden resultar muy costosos. Los proveedores también pueden personalizar sus planes de servicio según requisitos únicos. Por ejemplo, muchos problemas en entornos críticos, como hospitales, donde el tiempo de inactividad puede ser una cuestión de vida o muerte, pueden ser resueltos por intervenciones de emergencia in situ junto con el acceso prioritario a las piezas de repuesto.


Una organización que desee pasarse de un servicio bajo demanda
a un enfoque de plan de servicio debe seguir los siguientes pasos:
• Paso 1: Registrar el número de averías eléctricas y su impacto en los últimos 5-10 años. Cuantificar la cantidad de dinero gastado en la corrección de fallos eléctricos mediante el mantenimiento bajo demanda.
• Paso 2: Contactar al fabricante de los equipos eléctricos y solicitarle un plan de servicio personalizado según la naturaleza de la empresa. El plan debe garantizar las intervenciones de emergencia en el emplazamiento y la entrega de piezas de recambio para poder llevar a cabo acciones correctivas inmediatamente en caso de que se produzca un fallo técnico.


Invertir en un plan de servicio permite a una organización evitar hasta un 67% de los posibles fallos técnicos eléctricos y evitar las pérdidas económicas que acompañan a tales fallos. Además, los planes de servicio pueden reducir los gastos de mantenimiento globales y prolongar la vida útil de los equipos eléctricos. 

Descubre más acerca de los pros y los contras del mantenimiento bajo demanda y de los planes de servicio en este White Paper de Schneider Electric, “Comparación entre los programas de mantenimiento para sistemas eléctricos bajo demanda y con plan de servicio”.
Más información