• Presentamos soluciones de alimentación de respaldo para garantizar la tranquilidad y la seguridad en hospitales

Default Alternative Text
En el caso de producirse una anomalía en alimentación, el SAI proporciona energía de respaldo instantánea para alimentar los MRI y que el procedimiento que esté en marcha no se interrumpa.

Muchos elementos de los entornos hospitalarios tienen requisitos particulares en lo que se refiere a la protección de la alimentación. Las normas de la Comisión Electrotécnica Internacional (IEC), por ejemplo, obligan a instalar equipos SAI en aquellas secciones consideradas como críticas. Los equipos SAI de Schneider Electric™, además de ser extremadamente fiables, han sido diseñados para cumplir los requisitos de certificación de la Comisión Conjunta, así como los requisitos gubernamentales. En caso de producirse un corte de la alimentación, los equipos SAI fiables ofrecen el tiempo de funcionamiento necesario para iniciar los procesos de generación de energía de respaldo o bien reubicar los servicios críticos si fuera necesario.

Las soluciones SAI fiables reducen los riesgos
Además de en quirófanos, servicios de urgencias y unidades de cuidados intensivos y neonatales, las soluciones SAI pueden ampliar el tiempo de actividad en los siguientes casos:

  • Escáneres de resonancia magnética (MRI) y tomografía computerizada (CT) — Los servicios de generación de imágenes para fines médicos son críticos en los procedimientos de emergencia y quirúrgicos. Mantener un acceso fiable a las imágenes y los resultados no es sencillo, ya que los usuarios esperan que dicho acceso sea fiable y transparente.
  • Sistemas de archivo de imágenes y de comunicaciones (PACS) — La conexión electrónica entre los equipos de las distintas especialidades médicas ha dado lugar a la transmisión digital constante de imágenes electrónicas y de informes.
  • Control de enfermería y apoyo administrativo en general — Los periodos de inactividad afectan directamente a los sistemas de atención al paciente. Sin el respaldo de los equipos SAI, el hospital tendría que recurrir a procesos manuales, lo que obligaría a ampliar el personal a fin de ofrecer un nivel mínimo de servicios e incrementaría el riesgo de errores en la medicación o las dietas.

Debido a que la mayoría de las instalaciones hospitalarias han pasado a utilizar procesos casi sin soporte papel o electrónicos, los periodos de inactividad de los sistemas generan un estrés considerable. Los sistemas SAI de Schneider Electric pueden proporcionar la fiabilidad necesaria para ayudar a que el personal sanitario trabaje tranquilo. Tanto a la hora de diseñar un sistema SAI personalizado como un sistema de entrega llave en mano, los técnicos de Schneider Electric ponen en uso toda su experiencia en la construcción y configuración de soluciones SAI monofásicas y trifásicas destinadas al sector hospitalario para cumplir las normas más estrictas de los proveedores de servicios del sector.

Más información sobre cómo Schneider Electric puede personalizar las soluciones de SAI fiables y de alta calidad para aplicaciones en el sector sanitario.
Más información